¿Qué es y para qué sirve la Canalización?

Aprende a conectar con energías y seres de luz para responder tus dudas y acceder a una fuente inagotable de información Universal a través de la canalización energética desde el Enfoque Alama.

En algún momento de la vida, muchos de nosotros hemos tenido la necesidad de acceder a información relevante, pero no tan consciente, acerca de nosotros mismos. Hemos deseado obtener respuestas a preguntas trascendentales, comprender el sentido de nuestra existencia, acceder a información que no manejamos acerca de situaciones vitales especiales o explicarnos algunos fenómenos que van más allá de lo que nuestra mente puede comprender.

Quienes nos hemos visto enfrascados en estas cavilaciones, sabemos que con la filosofía y con el pensamiento ordinario, muchas veces no es suficiente para poder explicarnos todo lo que quisiéramos saber. Tal vez muchos de ustedes han pasado ya por varias líneas filosóficas, teorías y corrientes espirituales, hallando mayor consuelo en unas que en otras, pero sin poder apropiarse totalmente de alguna explicación, pues lamentablemente, muchas de estas tendencias no posibilitan una experiencia vivencial, que nos permita decir “esto es así, porque lo experimenté”.

Quizás también, varios de los lectores hayan recurrido a personas con habilidades especiales; videntes, médiums, tarotistas, terapeutas u otras múltiples vías de acceso a orientación para saber cómo resolver ciertas situaciones o cómo dar sentido a nuestra búsqueda emocional, espiritual o existencial. No obstante, más allá de la ayuda que podamos recibir de estas personas, es importante saber que todos tenemos la capacidad de acceder por nosotros mismos a otros planos de información energética a través de la canalización, de manera que no necesitamos que las respuestas vengan desde afuera.

La canalización energética es el proceso mediante el cual una persona se dispone como un canal consciente para recibir mensajes de energías y seres de luz. A través de ella, podemos acceder a infinitas fuentes de información, hacer diagnósticos certeros acerca de padecimientos propios o de otros, comprender las causas de ciertos síntomas o problemáticas, y obtener respuestas y soluciones a temáticas de importancia vital. Podemos conocer aspectos del plan de nuestra alma, del sentido de nuestra vida y de nuestras misiones en esta encarnación, generar procesos de autoconocimiento y de sanación personal y de otros, etc.

Cabe subrayar, a riesgo de ser majaderos, que todos podemos abrir nuestros canales para recibir la energía y el amor universal y así conectarnos con seres de luz, fallecidos, Maestros ascendidos, guías espirituales, con el amor, la sabiduría y la sanación universal y, por supuesto, con el alma. Algunos, probablemente, hemos intentado conscientemente hacerlo o, tal vez lo hemos hecho de manera espontánea, sin embargo no siempre logramos escuchar, ver o sentir, pues tendemos a bloquear la información que recibimos por diversos motivos que explicaremos más adelante.

Siguiendo el método Alama y algunas reglas básicas nos aseguraremos de conectar con seres de luz y de alta vibración. En este sentido, lo primero que debemos hacer es vaciar y transmutar las interferencias que nos limitan. Antes de comenzar a canalizar, las personas suelen sentir temor a encontrarse con cosas feas o con seres de oscuridad o muestran resistencias a canalizar por la tendencia a desconfiar de sus propias habilidades psíquicas y a esperar que la información les llegue desde afuera. En el mismo proceso, a veces se nos dificulta mantener el foco y la concentración y el escepticismo puede tomar cierto grado de protagonismo haciéndonos dudar de nuestra capacidad para percibir y/o interpretar correctamente lo que recibimos. Podemos frustrarnos por no ver, sentir o escuchar con claridad o podemos tener miedo de estar inventando la información. Otras interferencias que suelen aparecer cuando ya hemos canalizado, son las resistencias a hacerlo de nuevo por diversos motivos; el miedo a estar locos o a ser tildados de locos o la frustración por no ver resultados exactos de las canalizaciones.

Por consiguiente, habiendo tantas interferencias, el proceso de identificación y vaciado de éstas resulta crucial para poder llevar a cabo buenas canalizaciones. Al mismo tiempo, alinear y sanar nuestros chakras, principalmente el cardíaco, tercer ojo y coronilla resulta de gran ayuda para generar las condiciones idóneas.

Es importante reiterar que, a partir de la conexión con el amor Universal que es “la energía de amor del Universo, proveniente de la fuente y que se utiliza en las conexiones Alama para abrir procesos de sanación, canalización, limpiezas energéticas, etc. tanto a nivel personal como para otros” (Alama 2016) podemos estar seguros de que sólo conectaremos con seres y energías de luz de alta vibración. Luego de ello, estando abiertos y dispuestos, comenzaremos a recibir información por diferentes vías.

Todos tenemos tipos perceptivos más dominantes que otros, por lo que las canalizaciones de algunas personas serán más visuales, otras más kinestésicas, auditivas o telepáticas. No hay un modo que sea mejor que el otro, siempre que seamos capaces de abrirnos a recibir la información y no condicionemos la forma en la que se nos manifieste. Ésta puede llegar a través de imágenes y recuerdos, voces, manchas y sombras, palabras, frases y conceptos, emociones, colores, símbolos, sensaciones corporales o telepatía. Luego de las canalizaciones puede continuar llegándonos información a través de sueños, señales, conversaciones con extraños, personas y situaciones que proporcionan respuestas. Por eso es importante mantenerse siempre abierto y atento.

Existen, por último, algunas actitudes necesarias para canalizar desde Alama. La primera es orientarse a hacer el bien (a uno mismo y a los demás), no juzgar, seguir la intuición y usar la creatividad en la forma de hacer preguntas. Es fundamental reconocer la propia divinidad y la conexión con la fuente, confiar en uno mismo y en que se está recibiendo la energía invocada.

¡Sigue recibiendo contenidos de tu interés!

Únete a la Comunidad de Campus Alama y recibe contenidos sobre consciencia, sanación y el poder creador.

¡Comienza a transformarte en el(la) Creador(a) de tu vida!

¡Quiero recibir más contenidos como éste!
Close

50% Completo

Deja tus datos y marca los temas que te interesan para recibir el Test de Desarrollo Espiritual